¿Un perro puede sentir culpa de sus travesuras?

0
102

No hay nada tan lindo como la cara de culpabilidad de un perro, y vaya que el internet ha demostrado el caso con miles de videos que documentan esas hermosas caras de culpa, pero, acaso es posible, ¿un perro en verdad siente culpa?, ¿un perro puede arrepentirse de hacer una travesura?

Para entender si un perro puede o no sentir culpa, hay que entender qué es.

La culpa, como tal, es un sentimiento que nace de la reflexión de un acto, y es en base a los conceptos del bien y el mal, que nace dicha reflexión.

Así es, como las personas sufrimos de culpa, cuando nos ponemos a pensar en nuestras acciones y su impacto, todo eso en un debate filosófico moral e intelectual muy complejo.

Ahora, por más que nos parezcan lindos los perritos, cuando sienten culpa, según nosotros, hay que saber que ellos no sienten culpa o remordimiento como lo hacemos nosotros; porque, como ya te lo decía hace unos instantes, sentirse culpable, es un complejo proceso intelectual, y bien, no es que diga que los perros son tontos, pero, el nivel de complejidad que se requiere para sentirse culpable de algo, es algo que solo pasa en un animal: EL HOMBRE.

Esto quiere decir, que, cuando llegues a tu casa, y encuentres zapatos mordidos, y veas en el perro una cara de culpable, bueno, realmente el perro no está sintiendo ninguna culpa, y ningún remordimiento sobre eso. De hecho, ni siquiera sabe que el morder un zapato sea algo bueno o malo, porque como te lo decía, los conceptos sobre el bien y el mal, son cosas de humanos.

Pero, te preguntarás ¿por qué reacciona como culpable entonces?

Bueno, los perros son expertos en leer a sus dueños, por lo que son perfectamente capaces de entender el lenguaje corporal, leer el rostro, la inflexión y tono de la voz, además huelen la química corporal, todo eso le dice al perro, si su dueño está enojado o no, y es en base a ese análisis que el perro reacciona de esa forma sumisa, con miedo o hasta respeto.

Los perros se portan de esa manera, como culpables, porque reaccionan a las emociones de su dueño, pero ese comportamiento no tiene nada que ver con la culpa.

De hecho, hay muchos perros, que son entrenados en positivo, que, al hacer una travesura, incluso frente a sus dueños, no reaccionan de ninguna manera, y es, porque, la experiencia les dice, además del estado emocional de su dueño, que no habrá regaño o repercusión por la travesura.

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here