Principales vitaminas que debe tener la dieta de mi mascota

0
265

Las mascotas forman una parte muy importante de las familias en términos de convivencia y acompañamiento. Es responsabilidad de sus dueños el mantenerlas sanas y bien nutridas para poder optimizar dicha relación. Para lograr esto, es necesario que visiten regularmente al médico veterinario para que revise constantemente su estado de salud y aplique los medicamentos preventivos necesarios (vacunas y desparasitantes) para ellas; adicionalmente es muy importante seleccionar junto con él un alimento que sea el más adecuado. Afortunadamente existen en el mercado excelentes opciones de alimento comercial balanceado de calidad Premium o Super Premium que aportan todos los nutrientes que los perros y los gatos requieren de acuerdo a su edad o actividad física.

Para seleccionar un alimento es muy importante analizar su etiqueta tanto desde el punto de vista del contenido de ingredientes, como del análisis de nutrientes que garantiza. Dentro del listado de ingredientes, los dueños de las mascotas buscan fuentes de proteína (res, pollo, pescado), grasas (aceites vegetales y grasas animales), fibras (salvados, pulpa de remolacha) y por supuesto vitaminas y minerales. Estas últimas (vitaminas y minerales) son aportadas no únicamente por los ingredientes de la formulación sino también por las fuentes que los fabricantes responsables añaden: núcleos diseñados especialmente para cumplir con los requerimientos nutricionales específicos establecidos para las mascotas, equivalente a añadir una pastilla multivitamínica similar a las que consumen los humanos.

Las vitaminas son un grupo de nutrientes muy importantes que participan en una gran cantidad de reacciones que suceden dentro del organismo; también son necesarias para el funcionamiento de las células del organismo y su crecimiento y desarrollo normal. Se dividen en hidrosolubles y liposolubles.

Las vitaminas hidrosolubles, como su nombre lo indica, se disuelven en agua o en líquidos acuosos. Este grupo de vitaminas lo conforman las llamadas vitaminas del complejo B: tiamina (B1), riboflavina(B2), niacina (B3), ácido pantoténico (B5), piridoxina (B6), biotina (B7), ácido fólico (B9) y cianocobalamina (B12). Su deficiencia puede llevar a pérdida de peso, diarrea, pelaje hirsuto, irritación de mucosas, dermatitis y cansancio y letargo entre otros muchos síntomas. Existe otra vitamina de este grupo, la vitamina C, la cual no es necesario añadir en un alimento ya que el organismo de los perros y gatos la puede producir.

Las vitaminas liposolubles se disuelven en los tejidos grasos del organismo y son la vitamina A, D, E y K. Su deficiencia puede llevar a la mascota a tener una visión deficiente, problemas de huesos, debilidad y problemas en la coagulación sanguínea. Es muy importante hacer notar que este grupo de vitaminas se acumulan en el tejido graso del organismo por lo que un exceso puede llevar a una intoxicación del animal.

La cantidad especifica de cada vitamina añadida a los alimentos tiene que ser calculada por los nutriólogos y veterinarios que los diseñan para lograr un correcto balance de nutrición y salud es por eso que no se recomienda el dar pastillas multivitamínicas a las mascotas salvo que sean prescritas por un médico veterinario.

Como ya se comentó, la salud y nutrición de nuestros mejores amigos tiene que estar supervisad por un médico veterinario y debe ser acompañada por un alimento comercial balancead de calidad Premium o Super Premium que contenga el nivel óptimo de vitaminas.

Una mascota sana es una mascota feliz

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here