¿El perro puede estar en la boda? – consejos para que el perro pueda asistir

0
97

Te vas a casar muy pronto, y no puede faltar el invitado de honor, tu mejor amigo, tu perro consentido del alma, hoy te damos tips para que el perro pueda estar presente en la boda y compartir contigo este gran momento de tu vida.

Bien, debo decirlo, y el único canino que es aceptado en la boda, es el perro de los novios, o el perro correspondiente de cada novio; así que, si eres invitado tercero, se casa un amigo, o tu prima te invita a su boda, por más que desees ir con tu perro, hay que entender que las bodas no son pet friendly, a menos claro está que el perro en cuestión sea el perro de la pareja que contrae nupcias, fuera de eso, nadie más puede llevar a su perro.

Pero los novios, si lo pueden hacer, y con ciertas adaptaciones muy fáciles de hacer su perro puede convivir en este día tan importante.

Lo primero a tener en mente, es que, si quieres que tu perro este presente para cuando des el “Sí”, debes escoger un lugar al aire libre, algo abierto como un jardín o la playa, pero antes de aceptar el salón, debes preguntar si te permitirán llevar a tu perro, no a muchos, solo tu perro que quieres que sea parte de esta celebración.

Este detalle tienes que investigarlo bien, porque no importa que rentes un gran salón con un costo estratosférico, si te dicen que no, no hay forma de que el perro entre, por ello debes asegurarte, incluso en el contrato y por escrito que te permitan llevar al perro.

Ahora, recuerda, bodas religiosas, por más que quieras que vaya el perro, no podrá entrar, y es mejor que no estreses al perro llevándolo para que espere afuera; no es justo para el animal y se sentirá muy ansioso.

Otro consejo que podemos darte es que contrates un cuidador para ese día, lo mejor es siempre contratar un cuidador amigable que se lleve bien con el perro, ya que si lo encargas con un familiar vas a obligar a esa persona a que se pierda la boda y las experiencias. Lo mejor es un cuidador, pero antes de contratarlo verifica que se lleve bien con el perro, y que este se familiarice con él un par de ocasiones antes de este día que será muy estresante para él.

Ten en mente que, si tu perro no es sociable, no está bien socializado, no le gusta la gente o se enfada rápido, si va a ir a la boda, estará un rato, pero debe haber un espacio designado para que el descanse del ruido y la gente. Aunque lo más recomendable para perros nerviosos o que no están socializados, es mejor evitarles este estrés y que se queden en casa. Seguro te extrañará, pero para él será mucho mejor estar en casa que enfrentando ese estrés angustiante.

Si vas a llevar al perro a la boda, hazlo parte de tu día y no lo dejes arrinconado con una persona en una esquina, y sí va, es porque lo vas a tener junto a ti, disfrutando contigo y divirtiéndose a lo grande. Idealmente te recomiendo que procures tenerlo cerca.

Un buen detalle y divertido, es que vistas al perro con vestido o smokin y también sea parte de la celebración. También piensa en un menú especial para él y que en esta celebración tenga un platillo canino especial.

Evita el estrés de la boda, no permitas que los niños, si es que hay muchos usen al perro como peluche; también debes avisar a tus invitados que asistirá tu perro, únicamente tu perro, para que todos sepan y no se molesten, e incluso si hay una persona con alergias tome sus precauciones.

Finalmente, otro gran consejo, entrena a tu mascota con los básicos para que ese día se porte bien.

Compartir

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here