Humanizar a tu perro puede traerle muchos problemas de ansiedad

0
203

Mucho se ha dicho, (en tono de crítica) sobre humanizar a nuestros perros, una aparentemente simple e inofensiva acción que pone en un plano igualitario a perros y personas.

Bien, debo decir que yo, siendo una de esas dueñas de perros que se la vive haciendo eso, de tratar a mis perros como personas, o como mis hijos, hace que siempre ignore a esos detractores o esas críticas; después de todo, son mis perros, yo los mantengo y yo los quiero.

Así que, ese es el máximo argumento que usamos todos los dog lovers del mundo, el decir que a nadie le hace daño el amor y cuidados que se tienen con un perro, cuidados que rayan en la humanización del animal.

Además de todo, yo siempre he reforzado esta teoría, con los descubrimientos científicos que se han hecho en torno a la relación y cercanía entre perros y persona, y si bien, un perro no es el hijo de nadie, es más, no somos de la misma especie, obvio, es un hecho innegable que el amor que siente una persona por su perro, es igual de fuerte y con el mismo apego que el que se siente por un hijo, y esas no son suposiciones y largos estudios científicos que analizan la química de nuestro cuerpo, detectan las mismas hormonas de amor que siente una persona por su hijo o por su perro.

Por eso humanizamos a nuestras mascotas, por el fuerte lazo que nos une y, por otro lado, a nadie daña este gran amor, ¿o sí?

Pues bien, déjame decirte que nuevas opiniones y conclusiones de especialistas del área veterinaria en nuestro pais afirman que nuestros perros, y otras mascotas o animales de compañía, al humanizarlos y tratarlos como hijos, los lleva a un extraño estado mental que les genera ansiedad y ataques de pánico.

Los expertos afirman que además de confundir a nuestras mascotas, este acto trato provoca mucha ansiedad y termina siendo perjudicial ya que el animal se confunde y lo principal, es que los expertos afirman que no es natural y todas esas nuevas acciones, comportamientos y convivencias que se desarrollan rompen el balance natural de estos animales ocasionando mucho estrés, ansiedad y por supuesto ataques de pánico.

Sin lugar a dudas estas opiniones generarán mucha polémica entre los dog lovers, y ahora será más interesante el debate sobre si tratar a un perro como un hijo, o como un perro.

¿Tú qué opinas?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here