Cuando regañes a tu perro, no le digas su nombre – te decimos porque

0
395

Súper común que cuando estamos enojados, sobre todo con alguien, por algo que hizo mal, explotemos en ira gritando su nombre, como si eso fuera a calmarnos o resolver la situación; sin embargo, cuando se habla de niños pequeños, y sobre todo perros, las reacciones exageradas de enojo son contraproducentes y en vez de corregir una mala acción terminan reforzándola.

Pero en el caso específico de los perros, además de ser muy mala idea regañarlos y gritarles, el peor error que se puede cometer es regañar al perro usando su nombre, ya sabes algo así como:

Firulais NOOOOOOOOO.

La razón es simple, cuando regañamos al perro, este asociará todo lo que suceda con esta mala experiencia, este mal sentimiento, y si usas su nombre, FIRULAIS, el perro asociará su nombre con esta mala experiencia, lo mismo sucede con el apodo que le pongas a tu perro o nombre de pila, nunca debes usarlos cuando lo estas regañando y mucho menos le pegues pronunciando su nombre, porque en su cabeza esa palabra será negativa, y eso es un grave problema cuando tu nombre se asocia con algo malo.

Así que, si no quieres que el nombre de tu perro le provoque ansiedad o miedo, debes encontrar otras maneras de disciplinarlo, pero lo mejor que puedes hacer es practicar es ejercicio regular y entrenamiento positivo con refuerzos y premios.
Recuerda, si el perro mordió o destruyo algo, tendrías que regañarlo justo en el momento en el que está masticando el zapato, porque si lo haces segundos después, el perro no asociara el regaño con la acción, y si relacionará su nombre con miedo.

Lo mejor es ignorar los malos comportamientos, premiar los positivos, entrenar a tu mascota, ofrecerle una rutina diaria y mucha actividad física.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here